Loading...
Inicio 2018-03-06T20:58:16+00:00
Cuando nuestra empresa adquiere una identidad importante, debemos llevar a cabo estrategias especiales. Es aquí donde aparece el branding corporativo o de empresa, el cual es fundamental para toda empresa que quiera diferenciarse de la competencia. Si tienes una empresa, este artículo te va a interesar porque explicamos cómo practicarlo de forma sencilla.
vea algunas ideas de Nombres para empresas Online que son particularmente populares este año

CONCEPTO

Podemos entender el branding corporativo como el proceso de elaboración de una marca que sea reconocible por tener unos elementos determinados. Es decir, hacemos referencia al proceso en el que se ve envuelta una empresa para darse a conocer por unos valores concretos, principios o ideas. Parece sencillo de entender, pero no es, desgraciadamente, fácil de llevar a la práctica.

EJEMPLOS

Como el objetivo de este artículo es que apliquéis el branding corporativo a vuestra empresa, os ilustro unos cuantos ejemplos para que entendáis el concepto:
1. Bebida energética – Monster
2. Coches elegantes – Mercedes Benz
3. Portatiles o Netbooks – Apple
4. Televisores – Samsung
Todas estas marcas han practicado todo este tiempo branding corporativo sin que nos demos cuenta. Ha sido de tal manera, que cuando hablamos de esos temas los asociamos con esas marcas porque es por lo que han luchado todo este tiempo
Monster, por ser la bebida más “hardcore”.
Mercedes-Benz, por inculcar la clase en la calidad de los materiales de construcción.
Apple, por el fabuloso rendimiento de sus portátiles Macbook Air y Macbook Pro.
Samsung, por ofrecer una calidad de imagen que destaca sobre sus rivales.
Quizás, algunos hayáis pensado en otras marcas como Red Bull, Rolls-Royce, Dell o Sony, pero creo que los ejemplos son igual de válidos. Lo que quería ilustrar es el top of mind que han realizado estas empresas, de tal forma que asociamos un sector con una.

CÓMO PRACTICAR BRANDING CORPORATIVO

Hay muchas estrategias con las que puedes aplicar el branding corporativo a tu empresa, pero, de todas las existentes, hemos querido destacar 5 que creo que son esenciales por ser tan eficaces en la práctica.
1. Nombre. Si el nombre es fácil de recordar, significa que es fácil de asociarlo a un producto. Es verdad que lo ideal es que se asocie a lo que vendes, pero, por ejemplo, Apple no tiene nada que ver con la tecnología, pero podemos afirmar que es un nombre tan simple que es imposible no recordarlo.
2. Visual. Otra forma de entrar en la mente de los consumidores es por la vista, ya sea por los colores de la marca, por la letra que usa, por el producto que vende o por el logo de la empresa. Nike es el claro ejemplo de que, a cualquier lugar que vayas, todos reconocen cuál es el logo.
3. Sonido. Es una práctica que no se lleva a cabo en todas las empresas, pero, sin embargo, tiene una capacidad de actuación impresionante. Los ejemplos podrían ser EA Sports con su famoso “It’s in the game”, Windows con la canción de inició de sesión de Windows XP, iPhone con su tono de llamada tan famoso o Chicfy con su canción “Chic para mí”.
4. Comunicación. Dependiendo del público al que quieras dirigirte, te puedes permitir un tono más relajado y natural, como el que utiliza Amena en sus anuncios, o, como también hace Trivago. Son productos que van dirigidos a los jóvenes, y a los jóvenes no les van los rollos.
5. Contenido. Darte a conocer por los contenidos que ofreces, claro y sencillo. Si conquistas al público por ofrecer contenido con calidad, no necesitas más estrategias, ni más virguerías.
Ahora no tienes excusa para no practicar branding coporativo ¿Con qué estrategia te quedas? ¿Cuál es tu preferida?